miércoles, 12 de marzo de 2014

DE ALBACETE HASTA CHINCHILLA A LA CARRERA. 18 KM. CONTENTOS Y ORGULLOSOS

Esto del deporte es tan relativo como otras tantas cosas en la vida...
Viendo mis andanzas con la bicicleta se puede observar que sin prisa pero sin pausa, soy amigo de distancias largas sin más problema que llegar a casa a la hora acordada. Lo que es correr es otra cosa... Ahora se trata de hacer las cosas poco a poco y ya tenía ganas de hacer el trayecto de Albacete hasta Chinchilla.
Hoy no se trataba de hacer las Culebras o subir al castillo, hoy se trataba de salir de la puerta de mi casa y llegar a Chinchilla, en concreto al Peñon donde nos esperaba el coche que otros dos compañeros dejaron previamente para mientras nosotros subiamos, hacer ellos el trayecto a la inversa. No lo he dicho, pero los que bajan de Chinchilla son Miguel y Juan Angel y los que suben somos David y el que suscribe.
Todo el mundo que sube a Chinchilla en bicicleta conoce al detalle el trayecto y lo poco que tiene que contarse sobre el mismo, lo que es corriendo cambia y totalmente la cosa.
Se trata de recorrer unos kilómetros por Albacete hasta la Lonja donde está el Cordel de Chinchilla. Hacer el tramo que cruza la carretera del Parador y subir la autovia, bajar y dirigirnos a la Cabrera. En la Cabrera comenzar una subida hasta la cantera y luego bajar el sendero de la Oveja. Se suben los dos puentes y se encara con subida continua la recta en dirección a Chinchilla. Llegados al puente de la autovía torcemos a la derecha y por caminos y una senda llegamos al campo de fútbol y subimos al Peñon donde terminaremos nuestro recorrido.
Lo que no sale en el track ha sido el aire de cara y lo que cuesta el poco desnivel pero en subida tras la pechada de kilómetros y ante todo, la tremenda ilusión de llegar hasta Chinchilla que por muchos motivos ha sido un pequeño éxito tras mucho tiempo de espera. Tener en cuenta que el último kilómetro lo hemos hecho andando ligero por eso de soltar las piernas pues no está la cosa en terminar de una, que las cosas se hacen poco a poco.
Saludar al compañero de fatigas, David, que ha llevado mi ritmo de trote cochinero y a los que han realizado el trayecto a la inversa, Miguel y Juan Angel que como quien dice, llevan un par de meses corriendo y lo que han hecho tiene más mérito si cabe. Ánimo al gran Santi al que se le ha echado de menos y le deseamos buena recuperación y físicas.
En fin, el que me conoce sabe que hoy ha sido un gran día de carrera, contentos y orgullosos.


















2 comentarios :

David Pérez Parra dijo...

Grande Alex! y grandes Juanan y Miguel! La sensación ha sido muy gratificante y, por suerte, no estoy muy afectado; espero que los demás estéis igual. La próxima vez al llegar subimos al castillo, jajaja. Un abrazo!

picodelalmenara dijo...

Hoy, sin dudarlo, ha sido un gran día. Esperaremos a la siguiente en Valdeganga.