martes, 16 de junio de 2015

RUTAS QUE NO PUDIERON SER... AL MENOS SE INTENTÓ

Ayer, con una ruta de 20 kilómetros quería dar la vuelta al embalse de las Cogotas y viéndolo de lejos tras varias ocasiones la cosa parecía sencilla. Eso de no tener caminos y hacer senda y saltar unas cuantas vallas y andar entre rocas hace que tras unos kilómetros, la señora experiencia te diga que des la vuelta que la cosa huele a desastre. Así sería y problema resuelto que la cosa no estaba para tonterías.
El amigo Fran sabe de unos cuantos desastres gloriosos por el Calar del Mundo sin agua, Molinicos por mitad de un interminable monte y algún sitio más. Desastres que curiosamente son objeto del recuerdo, pues días como estos quedan bien grabados en nuestra memoria.
Al menos quedaron fotos para el recuerdo que no están  nada  mal.





No hay comentarios :