lunes, 29 de octubre de 2012

SIERRA ESPUÑA, MIL CURVAS, PEDRO LÓPEZ, POZOS DE NIEVE, BARRANCO DE LEIVA Y SENDAS


Con la ignorancia de quien sube en bicicleta por nuevos lugares, puedo asegurar que de lo poco que llevo visto a mis cuatro lustros, Sierra Espuña puede ser la uno de los mejores lugares que he podido encontrar en los alrededores de Albacete.
Bien pudiera decirse que Sierra Espuña se hizo para la bicicleta, para el caminante, para el disfrute de los paisajes y la naturaleza.
Hoy se buscaban cuatro cosas:
Subir las Mil Curvas, y se hizo con el disfrute que ello supone al jugar con nuestras bicicletas en las cerradas curvas.
Subir a Pedro López, y se hizo con un impresionante paisaje de fondo mientras a un lado asomaba el mar y al otro se podían ver montañanas nevadas del término granadino.
Buscar los Pozos de Nieve y la grandeza de la necesidad de otros tiempos que a día de hoy han dejado muestra  y huella en las sendas que disfrutamos.
Bajar el Barranco de Leiva, y lo hicimos tras pasar una excursión escolar y poner a prueba hasta donde llegan nuestras bicicletas a toda velocidad mientras apretábamos los dientes esperando lo que no queríamos que llegase.
Hacer interminables senderos camino del final y se hizo, como de costumbre, hasta la "hartura" que supone encontrar el Trasvase y el tranquilo rodar camino del triste final.
Una gozada para nuestros sentidos en unos tiempos en los que días como éste son muy necesarios.















4 comentarios :

alfonso dijo...

La próxima visita a sierra espuña no se me escapa, que envidia....

alex dijo...

A ver si es verdad y aunque sea sólo, sal entre semana. La siguiente será el Maigmó y serán 60 km con 2000 metros de acumulado con bastantes kilómetros de sendas, es decir, que te quiero en forma como en los viejos tiempos.

ANDY dijo...

Alex, ¿Como está el sendero de descenso de los Pozos de la Nieve a Leyva? ¿Ciclable o parcialmente ciclabe?

alex dijo...

Vaya, se me olvidó comentarte...
Gracias por tus recomendaciones y track pues acertaste en el sentido de la marcha.
El descenso nos acordamos de vosotros pues es difícil y técnico, demasiado para nosotros. Conociendote a ti y a Leonardo; tendrá más o menos dos kilómetros, siendo ciclables al 100% los primeros trescientos y últimos trescientos metros.
La parte intermedia es muy difícil, debiendo tener cuidado con las piedras como puños, fijas al suelo que pueden enganchar la rueda. A mitad, resulta imposible un tramo de cien metros de bicicleta a espalda.
De todos modos, hacerlo, llevar cuidado no sea que se fastidie la ruta en el sendero.
Eso sí, el barranco de Leiva cuesta abajo sin frenos tras las curvas en tambor, UNA LOCURA a todo trapo y luego, la senda de los dinosaurios con el puente colgante ladeado que es posible pasar en bicicleta, mejor que andando.
El tramo de sendas final, una gozada, se puede ver en los vídeos y la senda de remate junto al Trasvase, la dejamos sin hacer pues estábamos hechos unos zorros.
La subida a Pozo López, impresionante por los paisajes y durísima por la piedra suelta y desnivel, tras bajar de la cima camino de los Pozos de Nieve, una gozada pues el paisaje medio lunar ayuda bastante.
Hay un tramo que nos pasamos y tuvimos que enganchar por un antiguo camino cuesta arriba tipo bicitreking durante 200 metros.
Espero que te sirvan las impresiones, un saludo amigo.
De paso las cuelgo en wikiloc para avisar a navegantes.