jueves, 20 de agosto de 2015

ALARCÓN EN BICICLETA, UN LUGAR PARA SOÑAR

En el día de ayer, el amigo Ronal y el que suscribe marcharon hasta los dominios del marqués de Villena y exploraron lugares desconocidos que junto a los ya conocidos nos dejaron una ruta para el recuerdo. Nada más comenzar a pedalear un pedazo de cabra montesa nos miraba sin inmutarse, tanto que parecía una estatua. De dos saltos desaparecería dejándonos una bella fotografía.
Luego subiriamos y bajariamos sendas, riberas y disfrutariamos de los paisajes que el pueblo ofrece en todos los ángulos.
Terminaríamos en la fuente de la parte baja hablando con una familia residente en Patraix a la que saludamos afectuosamente.















































1 comentario :

picodelalmenara dijo...

Que envidiaca... pero bueno, así es la vida.